Todo un descubrimiento

Hace poco más de un mes el genial Héctor Trinidad contactó conmigo con la intención de regalarme el privilegio de ser uno de los primeros lectores de su libro “Cambia para Cambiar el Mundo”. Yo era uno de entre los más de 60 afortunados que completaríamos el círculo. Y aunque no fui el primero en terminar su libro, lo he hecho y ha sido todo un descubrimiento.

Son de esos libros que suponen una inyección de energía positiva y entusiasmo, que te ayudan con los temores internos para ir procesando una información importante y precisa. Los cambios se producen en el interior de tu ser para ir sacándolos al exterior, para que se noten fuera y tengan sus consecuencias en el mundo. Y de eso trata el libro.

Ingredientes, ejercicios prácticos, consejos y casos verídicos para hacernos entender que si nos proponemos algo en serio, al final lo conseguimos, venciendo tempestades y abismos. Un escalera ardua y empinada, repleta de obstáculos y piedras, que te conduce por el sendero de emprendimiento personal y empresarial. Un libro digno de leerse y que cambiará a más de uno.

El cambio empieza en ti

Cambia para cambiar el mundo, seguir caminando pese al temporal, mudar la piel ante circunstancias adversas y avanzar sin que el miedo te paralice. Luchar contra viento y marea contra la desconfianza y creer en uno mismo para provocar ese cambio. Del interior hasta el exterior, con el convencimiento por bandera y la ilusión en la mirada.

Paso a paso, como si de una maratón se tratase, vas entrenado para conseguir llegar a la meta, para lograr tus propósitos y derrotar los oscuros presagios de tu pasado. Cada hito formando parte de un todo, indicado para tocarte la fibra, para bucear en tu interior y rescatar el niño que hay en ti, ese que no tiene miedo al fracaso, a intentarlo mil veces, a levantarse después de cada caída.

Todo es cuestión de redaños, de echarle valor y coraje a la vida, focalizar la meta y esforzarte al máximo. Si quieres algo ve a por ello porque nadie te lo regalará. No, no será fácil y tendrás que poner toda la carne en asador pero si tienes una voluntar rocosa, nadie podrá contigo. Como decía Einstein: “Existe una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica, y es tu voluntad”. 

Sí, si quieres cambiar el mundo, debes empezar mirando a tu interior, realizar un proceso profundo de autoconocimiento, adoptar las medidas necesarias y dar el primer paso de esta gran caminata que es la vida. Por tu bienestar y tu crecimiento interior.

Si quieres leer los primeros tres capítulos de libro “Cambia para Cambiar el Mundo”, pincha en el enlace de la foto.

 

Y si quieres ver el booktrailes del libro pincha aquí.

Gracias Héctor por haber regalado estos momentos, por haberme dado esta oportunidad y por haber escrito este libro increíble. Seguro que tu receta para ese cambio será muy sabrosa y provocará una reacción en cadena.

¿Tienes miedos? ¿Te consideras valiente? 

¿Crees que no puedes?

¿Te conoces lo suficiente?

¿Confías en tí? ¿Tienes voluntad?

Ya sabes, conócete lo suficiente y “Cambia para cambiar el mundo”

A %d blogueros les gusta esto: