Amanece, que no es poco

Amanece, que no es poco

Empezando el día Ansia irrefrenable que se agita intranquila y una lucha sin cuartel por poner un pie en el suelo. Primeros pasos que pesan como el plomo y una nube en los ojos que todo lo cubre. No atiendo a razones, ni a sonidos estridentes ni a las advertencias del...